DESCUBRE NIEBLA

Lugares
encantadores

Descubre la historia y la belleza que envuelve sus calles empedradas, sus murallas milenarias y sus monumentos llenos de tradición. Sumérgete en la magia de Niebla y déjate cautivar por su autenticidad y su riqueza cultural. 

Niebla Monumental

Adéntrate en Niebla, reconocido Patrimonio Histórico de España, la huella de múltiples civilizaciones. Desde los tartessos hasta los romanos, visigodos y árabes, cada cultura dejó su marca en monumentos milenarios. Admira murallas, iglesias y palacios que reflejan esplendor y encanto. Niebla te sumerge en un viaje fascinante donde pasado y presente convergen. Descubre esta joya patrimonial y déjate cautivar por la herencia de civilizaciones que han forjado la grandeza de Niebla Monumental.

Murallas de Niebla

Adéntrate en la historia medieval con las Murallas de Niebla, el mayor y mejor conservado recinto árabe amurallado de Europa. Originarias de la época tartésica, estas murallas almohades han sido destruidas y reconstruidas en varias ocasiones, siendo la mayoría de lo conservado actualmente obra almorávide, hacia 1330.

Este impresionante conjunto fortificado se extiende a lo largo de 16 hectáreas, con un perímetro de 2 km y una altura máxima de 16 metros. Las murallas cuentan con seis singulares puertas invitándote a explorar y descubrir la rica historia que encierran. Visita las imponentes Murallas de Niebla y déjate envolver por el legado histórico y arquitectónico que aún perdura en esta majestuosa fortificación.

Puertas de la Muralla

¡Descubre las 6 fascinantes puertas de la muralla de Niebla! Navega por nuestro carrusel de imágenes y sumérgete en la rica historia que esconde cada entrada. No esperes más, ¡empieza ya tu viaje por el tiempo y explora estos impresionantes tesoros de Niebla!

Puerta del Agujero
Puerta del Embarcadero
Puerta del Agua
Puerta de Sevilla
Puerta del Buey
Puerta del Socorro

Recibe el nombre de una pintura al fresco que se haya en una de las paredes del interior del torreón que alberga dicha puerta, en el que se representa la imagen de la Virgen del Socorro del siglo XVI.
Es la puerta por donde se dice que hizo su entrada Alfonso X el Sabio al tomar la fortaleza. Se conservan aún vestigios romanos.

Localización: Plaza de San Martín

Es de estilo almohade-mudéjar. Esta puerta es una de las más hermosas del recinto, por su ubicación frente al río. También es uno de los puntos más sugerentes por la leyenda que circula en torno a éste, y de la que tomó su nombre. Se cuenta que durante el sitio de Niebla por las tropas de Alfonso X el Sabio, Aben-Mafot, último Rey de Niebla, tras varios meses de asedio y escaseando los víveres dentro de la ciudad, hizo salir un buey cebado por dicha puerta para hacer pensar a las tropas que aún contaban con una gran provisión de alimentos. Sin embargo, esta estratagema no dio resultado y los cristianos conquistaron finalmente la ciudad.
Localización: Avd. Puerta del Buey

Conserva aún cierto sabor romano, pese a que la mayor parte de la construcción es árabe. Se denomina “de Sevilla”
porque se abre al camino que conduce a dicha ciudad y al rico aljarafe que la rodeaba.

Es de estilo almohade-mudéjar. Las hipótesis sobre su nombre son varias: para unos, éste se debe a su cercanía al río, y para otros, se debe a que por dicha puerta era por donde se canalizaba el agua para
abastecer la ciudad.
Localización: C/ Puerta del Agua.

Esta puerta, orientada hacia el río Tinto, hoy día se encuentra derrumbada, por lo que de ella sólo quedan unos restos.
Según los historiadores, era el lugar por donde cargaban los barcos en la época en la que el río era navegable hasta la ciudad. Otros estiman que era más bien una salida hacia los baños de los reyezuelos árabes.

Localización: Paseo del Embarcadero.

El arco que da paso al interior del recinto amurallado llamado “del agujero”, no es una auténtica puerta de la muralla como las mencionadas anteriormente. Dicho arco debió formar parte del
antiguo arce o ciudadela romana como su estilo evidencia.
Hoy puede contemplarse con una escalinata de reciente construcción que nos conduce hacia el interior de la ciudad fortificada.

Localización: C/ Arrabal.

Castillo de los Guzmanes

De origen romano, ha sido habitado y reformado por visigodos, árabes y cristianos. A pesar de los daños sufridos en el terremoto de Lisboa en 1755 y la destrucción parcial en 1812, aún conserva vestigios de su rica historia.

Este majestuoso castillo cuenta con una planta rectangular y está dividido en dos grandes patios rodeados de ocho torres cuadradas. En su interior, podrás visitar los calabozos que funcionan como museo, donde se exponen herramientas de tortura de cada época.

Con sus numerosas torres y la Torre del Homenaje, el castillo es una muestra de la evolución cultural de Niebla y su importancia a lo largo de la historia.

Iglesia de San Martín

La Iglesia de San Martín en Niebla es un monumento histórico de origen cristiano, edificado sobre una antigua sinagoga y una mezquita menor. Esta iglesia, testigo del pasado multicultural y espiritual de la ciudad, fue declarada Monumento Histórico-Artístico en 1922.

En su interior, se encuentra la Capilla del Señor de la Columna, una venerada imagen del siglo XIV o XV. Entre los elementos arquitectónicos más destacados que se conservan, se hallan el ábside gótico-mudéjar del siglo XV y la portada mudéjar. La Iglesia de San Martín invita al turista a sumergirse en la rica historia de Niebla, y su entorno es el escenario del Festival de Teatro y Danza Castillo de Niebla que se celebra cada verano.

Iglesia de Nuestra Señora de la Granada

Sumérgete en la rica historia de la Iglesia de Nuestra Señora de la Granada, un tesoro arquitectónico que ha atravesado diversas épocas y culturas. Desde sus columnas romanas, pasando por la tabla ornamental visigoda y la silla episcopal de piedra, hasta la mezquita árabe y la iglesia gótico-mudéjar que conviven en su estructura. Admira el mihrab y el alminar, así como las hermosas bóvedas ojivales estrelladas del presbiterio gótico.

Este Monumento Nacional, ubicado en el corazón de Niebla, es un testimonio único de la diversidad cultural y religiosa que ha vivido esta histórica localidad.

Hospital de Nuestra Señora de los Ángeles

El antiguo Hospital de Nuestra Señora de los Ángeles, de estilo barroco, fue construido en el siglo XIV y sufrió modificaciones en los siglos XVII y XVIII. Bajo la protección de la Virgen de los Ángeles, sirvió como hospital para pobres. En su fachada, un mosaico de azulejos muestra la imagen de la Virgen.

A lo largo de los años, el edificio ha sido utilizado para diversos propósitos siendo actualmente la Casa de la Cultura de Niebla, albergando instalaciones como biblioteca, archivo histórico, sala de investigaciones, salón de actos y salón popular. Este lugar refleja la rica historia y cultura de la ciudad.

Puente Romano

Contempla la grandeza del Puente Romano de Niebla, un tesoro histórico que te transportará a la época romana. Este puente y acueducto sobre el río Tinto es una joya que conserva elementos romanos intactos. Su construcción original formaba parte del itinerario Antonino hacia Itálica y Híspalis, siendo dedicado a la diosa Minerva por el decurión Marcos.

Admira los arcos de medio punto, formados por dovelas de gran tamaño, que destacan en este puente. Aunque fue reformado en 1936 debido a la Guerra Civil, aún se perciben vestigios romanos en su estructura. Sumérgete en esta estampa característica de Niebla y déjate cautivar por la herencia histórica que emana de este monumento.

es_ESSpanish

Contacta con nosotros

Rellena el formulario

O si lo prefieres llámanos: